El Lleida Esportiu, expulsado del Camp d’Esports

El Lleida Esportiu, expulsado del Camp d’Esports



La Paeria ha tomado la drástica decisión de expulsar al Lleida Esportiu del Camp d’Esports. El convenio que facultaba el uso del estadio por parte del club descendiente de la UE Lleida se ha dado por extinguido, según ha decidido esta mañana por unanimidad la comisión de Gestión, Cultura, Deportes y Juventud del ayuntamiento. El consistorio da un mes a la entidad para abandonar las instalaciones, por lo que no podrá ni acabar la temporada en el Camp d’Esports, que es de propiedad municipal.

“Todos los concejales hemos cerrado filas para tomar una decisión compleja, delicada y que no es agradable, pero tocaba ser valientes por el bien de la ciudad. La imagen dada por el Lleida Esportiu los últimos meses ha dañado la imagen de la ciudad”, ha explicado el alcalde Miquel Pueyo.

Pueyo ha sido muy duro con los hermanos Esteve (Jordi y Albert), actuales propietarios del Lleida Esportiu, que milita en la Segunda RFEF. “Los dirigentes de la última etapa han gestionado de manera nefasta e inaceptable este club que era patrimonio de nuestra casa. Hay que remar con ganas para tener un club que sea emblema de la ciudad, que nos presente de forma digna en todos los ámbitos”, ha concluido. 

La decisión de la comisión será ratificada en un pleno del 28 de enero. Será a partir de entonces cuando el Lleida Esportiu tendrá un mes para buscarse una nueva casa.

Impagos

La ruptura del convenio firmado en 2017 cabe atribuirlo al impago de las nóminas de los jugadores y cuerpo técnico y al impago a Hacienda y Seguridad Social. Las protestas dentro y fuera del terreno de juego contra los hermanos Esteve eran una constante en los últimos tiempos y las pintadas recriminatorias abundaban en las paredes del estadio. Los propietarios apenas han hablado en público sobre su criticada gestión.

El punto más bajo se produjo el pasado 5 de octubre cuando la Guardia Civil, en colaboración con funcionarios de la inspección de Trabajo, entraron en las oficinas del Lleida Esportiu en el marco de la Operación Strike 11, en la que se investigan supuestos delitos de fraude a la Seguridad Social y blanqueo de capitales.

Ayuda de la Paeria

Noticias relacionadas

Algunos empresarios han mostrado interés en hacerse con las riendas de un club que arrastra unas deudas de casi 10 millones de euros. Falta ver, pues, qué sucede a partir de ahora con el Lleida Esportiu y qué club puede ocupar las instalaciones del Camp d’Esports, ubicado en zona urbana de Lleida. El equipo mejor posicionado sería el Atlètic Lleida, que juega en el grupo 3 de la Primera Catalana, aunque estarí a expensas de los costes de mantenimiento.

En su intervención, Miquel Pueyo ha invitado a la creación de un nuevo club de fútbol en la ciudad, “porque hay afición. Ha llegado el momento de hacer ‘foc nou’ y tener otro equipo en la ciudad que nos represente de forma digna. Desde la Paeria ayudaremos en todo lo que sea necesario”.



Source link

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *